jueves, 20 de diciembre de 2007

Day of the dead

Todos los actores empiezan de abajo. A veces, casi de bajo tierra. Me explico: son muchos los casos de grandes interpretes que, en su etapa de ganar derecho de piso, tuvieron que interpretar a personajes muertos.
En la galardonada película Reencuentro, dirigida por Lawrence Kasdan, un grupo de amigos (entre ellos, futuras gente prestigiosa como William Hurt y Glenn Close), se reúne por el funeral de uno de ellos. Al cadáver se lo ve al principio, y sólo las manos y parte del pecho. En finado en cuestión era un por entonces nadie Kevin Costner.
Algo similar le pasó a Brad Pitt: en uno de sus primeras incursiones cinematográficas, tuvo que hacer de cuerpo sin vida, y sin estar acreditado, en una película ignota.
En Recortadas, tuvimos como “chica muerta” a Aluminé Cabrera. Oriunda del sur argentino, la joven se prestó a tan particular rol con profesionalismo y entusiasmo. Para destacar, y más teniendo en cuenta que también debió salir desnuda. Contar más detalles sobre el papel y el contexto sería demasiado, por lo que hasta aqui llego con los datos.

Aluminé, sonriéndole a la muerte.

Volviendo a Aluminé, ¿cómo fue hacer de cadáver? “Una experiencia religiosa”, bromea. Lo cierto es que ahora forma parte de una interesante tradición, y quién les dice, su carrera se perfile alto.
Porque muchos buenos actores empezarán haciendo de muertos, pero otros ya son unos muertos. Por suerte, en Recortadas no hay de estos últimos.

2 comentarios:

Alumi dijo...

Muchas pero muchas gracias por la comparación con Brad!!!!!! Kevin supo emocionarme en los albores de mi adolescencia con aquel guardaespaldas pero no dio para mucho más.
Mas que religiosa fue una experiencia aventurada y desafiante!!

Beso grande.

dobleV Producciones dijo...

que genia la lumy muy buena actriz!

vito